Hegel y el idealismo absoluto

Share Button

PANORÁMICA DE LA FILOSOFÍA CONTEMPORÁNEA.  SIGLO  XIX

En el plano político y social, es un siglo agitado por las revoluciones. Aparecen las clases sociales, surgiendo el desarrollo del sector terciario. El liberalismo, el tradicionalismo, los movimientos democráticos, etc. Dominan esta época.

El liberalismo es la ideología de la clase burguesa, en el plano económico se basa en la riqueza y la propiedad; en el plano político defiende el gobierno representativo y parlamentario; y en el plano intelectual se caracteriza por defender la tolerancia y la conciliación de posiciones.

El tradicionalismo su ideología es conservadora y defiende el asociacionismo y la religión.

Los movimientos democráticos pretenden superar el liberalismo.

Los movimientos nacionalistas inspiran a ideologías y filosofía como el idealismo. En la primera mitad del Siglo XIX tiene un carácter más liberal y democrático. También surgen nuevos imperialismo que desembocan en una expansión colonial.

En el plano cultural, se dan dos corrientes:

   El Romanticismo se caracteriza por su reacción contra el Racionalismo ilustrado y coloca en primer término lo irracional; y contra la universalidad abstracta ilustrada, defiende la. Defiende la exaltación de la tradición y la historia, la verdad es la creación humana.

  El positivismo se basa en los hechos y la ciencia. Triunfa el Realismo y las nuevas ciencias. Se piensa en la ciencia como guía del hombre para comprender su realidad.

En el plano filosófico


La carácterística más importante es la disparidad de enfoques, sistemas y escuelas filosóficas.

El primer siglo de la filosofía contemporánea se inicia con el Idealismo alemán, representado por Hegel. Mantiene la primacía del yo como conciencia que configura todo lo demás. Hay tres variantes principales del Idealismo: idealismo subjetivo representado por Fichte; idealismo objetivo representado por Schelling; e idealismo absoluto representado por Hegel, quien sin duda es el representante más destacado de esta corriente, y uno de los autores más influyentes en la filosofía contemporánea.

Los intentos por superar las ideas del Idealismo Absoluto de Hegel dieron lugar a la derecha hegeliana, que intenta armonizar el cristianismo y pensamiento hegeliano; y a la izquierda hegeliana que desarrolla una filosofía práctica buscando las contradicciones del sistema social. Uno de los autores más relevantes de esta corriente de izquierdas es Karl Marx cuya corriente de pensamiento, el materialismo histórico, analizará la historia y sus relaciones sociales.

Surge una nueva corriente filosófica, el positivismo que propone abandonar la religión y la filosofía para dar una explicación a la realidad.

Se desarrollan tres escuelas filosóficas el historicismo de Dilthey; el vitalismo de Nietzsche; y el pragmatismo de W. James.


  1. La razón práctica y el conocimiento moral

La actividad racional o intelectual del ser humano no se limita sólo al conocimiento de los hechos/objetos –KRV-. La razón se preocupa también de responder a la pregunta ¿Qué debo hacer? ¿Cómo he de actuar?
Mientras la razón teórica- pura se ocupa de lo primero, la razón práctica se ocupa de responder a tales preguntas. Razón teórica y razón práctica no son dos razones diferentes en el hombre, sino dos funciones perfectamente diferenciadas de una misma y única facultad racional. La razón teórica se ocupa de conocer la naturaleza, de cómo son las cosas; la razón práctica se ocupa de cómo deberían ser, de cómo orientar la conducta humana.

A la razón práctica no le interesa conocer como es, de hecho, la conducta humana, ni cuales son los motivos empíricos y psicológicos – deseos, sentimientos, intereses, etc.- que impulsan a los hombres a actuar; solo  le interesa conocer cuales deben ser los  principios que han de guiarle si quiere actuar racionalmente y moralmente. Según Kant la ciencia –razón teórica- se ocupa del ser, mientras que la moral “razón práctica” se ocupa del deber ser. Mientras la razón teórica formula juicios ->-, la razón práctica formula imperativos o mandamientos morales -< no =»» mataras=»»>>-.

La ética de Kant es formal y desarrolla una teoría kantiana. Además hace una crítica las éticas materiales. Carácterísticas:

  • Admiten un fin determinado hacia el que debe dirigirse mi conducta
  • Tienen contenido de carácter material, dicen que tengo que hacer para conseguir ese fin.
  • La bondad y la maldad de una acción va a depender de si esa acción consigue o no el fin propuesto.

De acuerdo a estas carácterísticas, nos dice que la ética es empírica, a posteriori (saber si la acción es buena o mala, comprobarlo en la experiencia). La única objeción de Kant contra la fundamentación de las normas en la experiencia es que no sirve para construir una ética universal; también es heterónoma (te dice que tienes que hacer) e hipotética (condicionada a la obtención de un fin). Ética MATERIAL

A lo que Kant acuerda una ÉTICA KANTIANA FORMAL: una ética verdaderamente universal y racional no puede ser empírica sino a priori, ni hipotética en sus imperativos, estos han de ser absolutos, categóricos; ni heteronimia, sino autónoma: el sujeto es quien debe darse a si mismo sus normas, sin imposición externa alguna.

La ética formal no establece lo que hemos de hacer, se limita a señalar como debemos actuar siempre, independientemente de cuál sea la acción concreta que nos ocupe.

El imperativo categórico

A diferencia de los imperativos hipotéticos de las éticas materiales, las exigencias de obrar moralmente derivadas de una ética formal son categóricas. Una formulación de este imperativo categórico: >. Este imperativo no establece ninguna norma concreta, sino el esquema o forma que ha de tener cualquiera de las normas con las que nos orientamos en nuestra conducta, ej. < obra=»» de=»» tal=»» modo=»» que=»» uses=»» la=»» humanidad,=»» tanto=»» en=»» tu=»» persona=»» como=»» en=»» la=»» persona=»» de=»» cualquier=»» otro,=»» siempre=»» como=»» un=»» fin=»» al=»» mismo=»» tiempo=»» y=»» nunca=»» moralmente=»» como=»» un=»» medio=»» (fmc).=»» en=»» las=»» dos=»» formulaciones=»» destaca=»» la=»» exigencia=»» de=»»>


Los postulados

Según Kant, las realidades metafísicas no son evidentes ni pueden demostrarse, pero hay que admitirlas para que sea posible la moral. Para ello las denomina postulados de la razón práctica.

  1. Libertad


    La voluntad moral pura es autónoma y tiene que ser libre. Para que sea posible la moral autónoma es necesaria la libertad. La primera condición de conciencia moral es la libertad de la voluntad.
  2. Inmortalidad del alma


    Hay que afirmar la inmortalidad del alma. Se basa en la necesidad de alcanzar el Bien supremo y ello requiere un proceso de tiempo infinito.
  1. Existencia de Dios


    La unidad sintética entre “ser” y “deber ser” es Dios. Dios es donde la realidad está unida a la idealidad. En él se realiza la uníón perfecta entre virtud y felicidad. Considerando a Dios como el Bien supremo.

LA DIALÉCTICA EN HEGEL

Entre los precursores de la filosofía dialéctica encontramos en primer lugar a Heráclito, Platón,

AristótelesKant y que Hegel se ayuda de sus pensamientos para determinar su dialéctica.

El concepto de dialéctica es el mecanismo que explica la realidad (modo de ser) y el modo de alcanzarla (modo de conocer la realidad).

                Como MÉTODO comprende tres momentos básicos: el de afirmación (TESIS), el de negación (ANTÍTESIS) y el de superación de la oposición entre ambas (SÍNTESIS). El último momento constituye a su vez una nueva tesis independiente de las anteriores pero que conserva cosas de las anteriores.

Al analizar la realidad nada se encuentra aislado, las relaciones entre las cosas son de negación interna, para pensar una cosa hay que negarla y ponerla en relación con las demás. La negación no es absoluta. La síntesis representa la conciliación de los opuestos tesis / antítesis. Cada síntesis se vuelve tesis hasta llegar a la última que englobe toda la realidad. La última es el Absoluto, concebido en Hegel como una idea

La realidad es la automanifestación del sujeto.
La REALIDAD es también DIALÉCTICA.
La identificación entre el conocer (lo racional)
y lo conocido (lo real).

 La Idea es algo fijo y determinado que se despliega como devenir (movimiento constante).
El despliegue de esa Idea constituye el sistema de la filosofía de Hegel,

Ese despliegue de la Idea puede entenderse en tres momentos:

  1. La IDEA COMO LOGOS, el pensamiento se piensa a sí mismo. (tesis).
  2. La IDEA COMO NATURALEZA, el pensamiento se extraña a sí mismo y se convierte en otra cosa. (antítesis)
  3. La IDEA COMO ESPÍRITU, que identifica con Dios. La  inmediatez natural del individuo se  supera a través de sus obras y representa un nuevo nivel (síntesis): el nuevo nivel es la actividad universalizadora de todos.

El espíritu tiene un despliegue en tres momentos:

  1. El espíritu subjetivo, es el espíritu en relación consigo mismo. Se manifiesta como VOLUNTAD individual.
  2. El espíritu objetivo, se da a conocer como libertad, y se realiza en la HISTORIA.
  3. El Espíritu Absoluto, espíritu que percibíéndose a sí mismo como espíritu de un pueblo,

Las formas en las que el espíritu del pueblo se manifiesta son el ARTE, la RELIGIÓN y la FILOSOFÍA.

FILÓSOFOS DEL Siglo XIX

Hegel elabora una teoría encaminada a iniciar una plena realización de la libertad y de la razón. Hegel está convencido de que la Realidad entera, son etapas sucesivas que denomina Absoluto, y por tanto la misión del conocimiento es descubrir la lógica interna de ese desarrollo. En este sentido considera que el problema del mundo es la separación entre el mundo de las cosas y el mundo de los valores. Considera que la realidad es un progreso continuo hacia la perfección. Para captar el movimiento la razón también se debe hacer dialéctica. Hegel percibe en la historia un plan, una ley de desarrollo que une todo y así se desarrolla la civilización. Su planteamiento toma todo lo real como racional y todo lo racional como real. En el Estado es donde se objetiva la libertad y se garantiza el progreso general.

Marx hace una crítica al idealismo hegeliano proponiendo una visión dialéctica-materialista de la conciencia, la sociedad y la historia (Materialismo histórico)
. Esta crítica le llevó a considerar que el socialismo no sólo era deseable, sino posible pues ocurriría como algo necesario nacido de las tensiones cada vez mayores que se producían en el seno de la sociedad capitalista. Pensaba que inevitablemente se llegaría al triunfo del proletariado. Cuando este hecho llegase conllevaría la liberación humana.

El Vitalismo surge como reacción anti-positivista y anti-utilitarista, y se sitúa frente al idealismo. Considera que la vida, es el eje de la realidad. Los autores que destacan en esta corriente son Nietzsche, Dilthey Ortega y Gasset y Bergson.

El más destacado es F. Nietzsche crítico de la metafísica tradicional, y de los valores ilustrados y la cultura occidental. Investigó en el origen de los valores y actitudes morales negativas hacia la vida, recibiendo un amplio reconocimiento durante la segunda mitad del Siglo XX como un pensador clave en la filosofía contemporánea Su influencia fue célebre en los filósofos existencialistas, fenomenológicos, posestructuralistas y postmodernos.

Share Button

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.