Fragmentos de descartes

Share Button

Metafísica de descartes

Rene descartes (1596-1650) francés, estudia en los jesuitas, participa en la guerra de los treinta años. Luego va a Holanda donde puede expresar mejor sus ideas. Mas tarde viaja a Estocolmo donde da clases a la reina cristina de Suecia. Una de sus mayores pasiones es la ciencia.

En la filosofía de descartes, el  método la teoría del conocimiento y la metafísica están muy unidos. A partir de la duda metódica y de la evidencia de ideas claras y distintas, por medio de las cuales según el filósofo podemos conocer la realidad.
De ahí que en la filosofía cartesiana se distingue un orden de realidad: el pensamiento, dios y el mundo corpóreo (las de los demás cuerpos).

Antes de empezar la metafísica  hay que saber que descartes recurre a su teoría del conocimiento a la que aplicando un método llega a una evidencia  clara, distinta e indudable, el yo pienso.

Llegado a este punto se enfrenta con el problema de salir del pensamiento de uno mismo hacia el mundo, como se puede demostrar la existencia de algo mas que el yo.

Descartes hace un análisis del propio pensamiento, descubre la actividad de ideas que manejamos:

-Adventicias: las que provienen de la experiencia externa.

-Facticias: ideas constituidas a partir de otras.

-Innatas: las que posee la razón por si mismas.

A continuación hablaremos de la realidad; descartes  lo llamo res que significa cosa, entonces decimos que la realidad esta compuesta por cosas. Luego si cosa significa ser real, y ser significa existir, cosa es equivalente a sustancia, que descartes lo definía como aquella cosa que existe de tal manera que no necesita ninguna otra cosa para existir. Pero esto solo se puede aplicar  a dios, por lo que aplican este termino a la sustancia pensante o yo y a la de sustancia externa o mundo corpóreo. Ambas sustancias no pueden existir sin la acción de dios.

Ya hemos dicho antes en el orden del a realidad que la primera realidad es el yo, es una sustancia pensante. Ontológicamente es una sustancia espiritual y finita a la que identifico con el alma cuyo atributo es el pensamiento y cutos modos propios son las ideas. Del yo se deduce dos realidades;  dios y el mundo corpóreo. Sino existiera esto el hombre se quedaría encerrado dentro de si mismo (soplismo).

Según descartes, solo las ideas claras y distintas son evidentes y por lo tanto ciertas. Para asegurar que es asi necesita la existencia de un dios. Basándose en el principio de causalidad, deduce la idea innata  de infinito que existe en el yo pero que no viene de al mente humana . sino que alguien externo se la a puesto, ese es dios. Dios es perfecto, veraz y no permitirá que haya ideas innatas erróneas. Dios es una realidad sustancial cuyo atributo esencial es la infinitud y la perfección. También es la sustancia en sentido propio y verdadero. El resto de sustancias son derivadas.

Teniendo por seguro la existencia de dios, va a demostrar la existencia del tercer orden de conocimiento, el mundo corpóreo. Descartes parte de la idea de extensión, por la que concebimos la idea de cuerpo y cuerpo humano. Pero esta idea no incluye la idea de existencia.

Descartes llama sustancias a aquellas cosas que solo necesitan de dios para existir. Los atributos son lo que constituye  la esencia  o naturaleza de una sustancia. Los modos son las distintas formas de darse los atributos que pueden variar.

Con todo esto concluimos, el atributo esencial de todo lo corpóreo es la extensión y su modo la figura. El mundo existe como realidad externa. También se trata de una sustancia finita que solo necesita de dios para existir.

t. conocimiento de descartes:

Rene descartes (1596-1650) francés, estudia en los jesuitas, participa en la guerra de los treinta años. Luego va a Holanda donde puede expresar mejor sus ideas. Mas tarde viaja a Estocolmo donde da clases a la reina cristina de Suecia. Una de sus mayores pasiones es la ciencia.

Descares pensó que todo conocimiento debería tomar como modelo el método matemático, solo asi seria posible establecer unas reglas para diferenciar claramente lo verdadero de lo falso.

La filosofía cartesiana consideraba que un conocimiento era cierto cuando se basabas en evidencias, principios ciertos demostrables.

Por tanto, considero validos los métodos de conocimiento: la intuición y la deducción.

La intuición es el acto de la mente por el cual vemos de forma inmediata, con claridad y distinción, la verdad de las cosas. La deducción es toda inferencia necesaria a partir de otros hechos que son conocidos con certeza. Las dos juntas componene toda la arquitectura del saber, con ello se puede llegar a la verdad de las cosas.

Tanto en el discurso del método como en las reglas para la dirección del espritu, descartes propone las cuatro reglas metódicas que debe seguir la razón  para garantizar la verdad de los principios alcanzados por la intuición.

1-La evidencia: que obliga a no aceptar como cierto ningún principio que no nos sea dado de una manera clara y distinta.

2-El análisis: consiste en descomponer una idea compleja en sus elementos simples; es un procedimiento riguroso que va de lo desconocido a lo conocido, de las nociones complejas a los principios simples de los cuales depende .

3-La síntesis: abarca los siguientes aspectos: establecer un orden lógico en la deducción, lo que permitirá el paso de lo más simple a lo más complejo, y 2º, partir del conocimiento claro y distinto.  Toda idea deducida habrá de estar justificada por el criterio de evidencia

4-La enumeración: Es la justificación de la 2ª y 3ª regla. Intentará hacer revisiones generales que permitirán asegurarnos el no haber omitido nada en el proceso deductivo. La enumeración equivale a una intuición, pues habrá de ser ininterrumpida y ordenada. Esta revisión iluminará las deficiencias de la memoria, a menudo fuente de errores asegurando el orden total.

Las reglas expuestas anteriormente llevan consigo la duda metódica: no quiere decir que descartes negase todo lo que se consideraba como cierto sino que cumpliendo con lo que el método dicta, las cosas que creíamos ciertas puede que no lo sean. Por esto saca estas conclusiones:

1-Hay que dudar de los datos que nos dan los sentidos dado que sé que a veces me han engañado y quizás me hayan engañado siempre.

2-Es posible que confundamos la vigilia del sueño

3-También es posible que dios nos engañe aunque sea un ser infinitamente bueno

4-Es posible que dios no nos quiera engañar pero puede existir un ser maligno que se dedique a confundirnos

La duda cartesiana se extiende a todo: a la autoridad, a los datos de los sentimientos… a todo lo que es propio del pensamiento, el hecho de pensar te confirma la existencia. Si dudo pienso si pienso existo.

Es una duda metódica y depuradora que te lleva a una verdad indudable, a la primera verdad de valor metafísico. El yo pienso es la primera evidencia que descartes buscaba. Con esto, deduce que lo que el yo piensa, las ideas, es donde debe fundamentarse todo el conocimiento de cualquier otra reaidad. Asi pues conocer para descartes es conocer ideas.

Por ideas entiende cualquier vivencia psíquica o cualquier contenido de conciencia, ya sea sentir,  querer, entender… las ideas para descartes pueden ser:

-Adventicias o puestas en nosotros por la realidad externa y, por tanto, confusas, puesto que dicha realidad no sabemos nada cierto.

-Facticias, formadas por nosotros mismos con la imaginación, a partir de otras ideas.

Innatas, que pertenecen al entendimiento por su propia naturaleza sin que hayan sido puestas por la experiencia de la realidad exterior ni por nuestra imaginación. Solo las ideas innatas  son evidentes, porque don claras y distintas como el yo pienso y por tanto, garantía de certeza

Share Button

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.