Diferencias entre San Agustín y Santo Tomás

Share Button

II.I La dualidad razón
Fe (SA).

San Agustín es teólogo y filósofo al mismo tiempo, por ello a veces es complicado Distinguir de qué está hablando. Si fuese solamente teólogo trataría cuestiones De fe como creencia. Esto resulta ser complicado ya que es necesario explicar Estas cuestiones que se inician desde la razón. Por eso San Agustín no hace tal Distinción.

Él se Presenta como un buscador de la verdad. Cuenta su experiencia y termina donde Cree que la ha encontrado, es decir, en el cristianismo. Una vez encuentra Dicha verdad, diferencia entre aquellas cuestiones en las que puede creer, pero No explicar y aquellas en las que cree y puede explicar. Por tanto, como Neoplatónico, para él el conocimiento sensible es un conocimiento inferior al Racional.

Para la Búsqueda de la verdad sigue tres pasos:

1

2

3

La razón ayuda a Encontrar las verdades de la fe.

La razón es iluminada y Orientada por la fe, ya que por sí sola tiene límites que no puede superar.

La razón ayuda a Aclarar las verdades de la fe. La auténtica verdad se encuentra en la fe y no En la razón. Sin fe no hay sabiduría.

En este Proceso San Agustín considera a la filosofía como una herramienta necesaria que Está a su disposición. En sus propias palabras: ‘comprender Para creer, creer para comprender’. El Conocimiento más importante es, como ya hemos señalado, reside en la religión y La fe. Sus verdades están dentro uno mismo, ahí hay que buscarlas mediante la Reflexión. Dios es la verdad por excelencia y como tal, se encuentra dentro.

San Agustín es criticado por otros neoplatónicos quienes se preguntan por qué Mezcla filosofía y teología:

A

B

La razón condujo a San Agustín al cristianismo, fue la que le invitó a creer y tener fe. Para él van Juntas.

Cuando los Neoplatónicos que critican a San Agustín lo critican, lo hacen desde la Razón. Por lo tanto están empleando la misma herramienta que denuncian.

En Definitiva, desde la razón se pueden entender las verdades absolutas sin que Estas sean materiales, medibles etc. Antaño, para Platón, estas ideas eran Inseparables. Sin embargo, con la llegada de Aristóteles se produjo esta Separación que San Agustín unifica nuevamente bajo su pensamiento.


II.I La dualidad razón-fe (ST).

Con la Llegada del pensamiento aristotélico a Europa, el problema de la doble verdad Hay que plantearlo de manera distinta. Para Santo Tomás – y para Aristóteles – cuando Hablamos de conocimiento debemos empezar desde lo particular y lo sensible Hasta lo universal a través de la abstracción. Hay que diferenciar entre el Conocimiento y lo que conocemos: pese a tratar sobre la materia, el Conocimiento no es material, pero lo que conocemos sí lo es. Esto supone un Cambio en tanto el pensamiento platónico consideraba que ambos, el conocimiento Y lo que conocemos, son inmateriales.

Entendido Esto, ¿cómo podemos conocer a Dios? El conocimiento de Dios siempre será Imperfecto y por analogía (comparación). Es decir, se sabe que existe, pero Nunca sabremos realmente qué es. Nos acercaremos a él a través de Comparaciones. La teología, por tanto, no informa de qué es Dios. Dice que Existe, pero no que es. Lo mismo sucede con el destino del hombre, afirma que Hay otra vida, pero no se explica cómo es.

Para Santo Tomás no debería haber conflicto entre razón y fe: son diferentes, pero Ambos válidos caminos hacia el conocimiento de la verdad. Aún así, afirma que Existan pocos temas que puedan tratar ambos, teniendo que ser el resto tratados Por uno: o desde la teología o desde la filosofía. ¿Pero por qué no separa del Todo teología y filosofía?

I.Razones de carácter circunstancial: no todo el Mundo se puede dedicar a 

la filosofía, entonces tales verdades hay que Comunicarlas a través de la fe.

II.Razones de carácter estructural: los Razonamientos pueden equivocarse, pero es un error de procedimiento, no de Capacidad.

La Filosofía y la teología se distinguen por como acceden a sus contendidos. La Filosofía accede a sus contenidos por la razón, pero la teología accede a sus Contenidos por la fe, la cual tiene que ser entregada para su posterior Comprensión. En cambio, la razón tiene que buscada a través de la Teoría del Conocimiento de Aristóteles, el ya citado proceso de abstracción. Ambas son Entonces fuentes de conocimiento independientes, válidas y autónomas que pueden Ayudarse entre ellas. La razón puede aportar a la fe un método de investigación Adecuado y le sirve para rebatir la fe desde otra perspectiva. Y la fe puede Aportar a la razón cuando no está alcanzando la verdad, invitándola a revisar El proceso y récordándole que son procesos distintos.

Para Santo Tomás, por lo tanto, es compatible demostrar con creer. Ya que si demostrar Algo supusiese una explicación aceptada por todos, no necesitaríamos creer, pero No todos aceptan todas las demostraciones, ni siquiera existe la obligación de Aceptarlas. Es posible llegar a las mismas conclusiones desde la fe y la razón. ¿Pero es, a su vez, compatible creer con demostrar? No porque si se pudiese Demostrar la existencia de Dios, creer sería innecesario. La razón podría Probar que Dios existe, pero habría gente que no aceptaría ese razonamiento, Como con el argumento ontológico.

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *