Virtudes dianoeticas ejemplos

Share Button
Aristóteles clasifica los seres vivos en inertes o vivos, donde los vivos son los que poseen alma, esta para Aristóteles es un conjunto de actividades o funciones de cuerpo tanto biológicas como psicológicas. Las manifestaciones del alma pueden ser las ganas de comer, cualquier cosa de la imaginación, etc. Por tanto la muerte es el fin de las funciones vitales, entonces hablaremos del alma como una unidad inseparable, muerto cuerpo, muerte del alma=monismo. Los seres vivos se dividen en animales y plantas. El alma de las plantas es muy simple tiene tres funciones básicas nutrición, crecimiento y reproducción. El alma de los animales esta compuesta por irracionales, que llevan a cabo las mismas funciones que las plantas pero de una manera mas compleja ya que también tiene función de locomoción, capacidad de desplazamiento, y función de sensación, capacidad de sentir a través de los sentidos. También están compuestas por las racionales (alma humana), la más compleja de todas, la cual lleva a cabo las funciones de las plantas, las de los animales y además desarrolla la razón (logos) o capacidad de razonar y pensar. El alma humana es la más compleja y la más perfecta que existe, por tanto vivir humanamente(vivir bien) no sólo se ha de limitar a satisfacer las funciones de las plantas o animales, sino que tiene que ir más allá y aplicar la racionalidad. En conclusión el alma humana es la más compleja y la más perfecta que existe, por tanto vivir humanamente no sólo se ha de limitar a satisfacer las funciones de las plantas o animales, sino que tiene que ir más allá y aplicar la racionalidad, para Aristóteles vivir como un animal es llevar una vida desordenada. La composición del alma aquello por lo que vivimos sentimos y razonamos tiene dos partes, parte racional dotada de razón y exclusiva del ser humano es la búsqueda de conocimiento y para ello posee dos facultades; la facultad científica , racionalidad teorética dirigida al conocimiento teórico y la facultad deliberative o calculadora, racionalidad practica la cual se dirige a las acciones humanas y a la producción o fabricación de cosas. Ésta es la ética la que toca la felicidad. Y la parte irracional es la que carece de razón, dividíéndose en parte vegetativa responsable de las funciones comunes a las plantas, es decir, de las funciones elementales de los seres vivos. Parte deseante compuesta por unos deseos, o sea lo básico(sexo, comida) y compuestas también por unas pasiones refiriéndose a las emociones (ira, amor, miedo) . Estos deseos y pasiones también se hallan en el animal, pero los humanos somos capaces de controlarnos o aceptarnos mediante la razón.
Al igual que el alma tiene dos partes también corresponde clasificar las excelencias del alma en virtudes dianoéticas y éticas. Es importante señalar que todas las excelencias implican el buen ejercicio de la razón, que es en lo que consiste la felicidad. Las virtudes dianoéticas son las excelencias de la parte racional del alma, cuya función principal es la búsqueda del conocimiento, hay varias funciones intelectuales del alma, tres de ellas son excelencias en el funcionamiento de la facultad científica; ciencia, intelecto, sabiduría. Las otras dos excelencias son la facultad deliberativa;
inteligencia práctica, conocimiento sobre lo conveniente y perjudicial, aprender a hacer y elegir el bien para ser feliz. Puente entre las virtudes éticas y dianoéticas. Por otra parte el saber técnico; conocimiento en la producción y fabricación de cosas.
Las virtudes éticas son las excelencias o virtudes de la parte apetitiva o deseante del alma irracional. Consisten en el dominio racional, por medio de la inteligencia práctica implicando así ejercitar bien la razón de los deseos y pasiones del alma irracional. Estas excelencias por tanto nos ayudan a regular y a modular esta parte deseante del alma mediante la razón y la inteligencia práctica introduciendo en ellas cierto orden y medida (término medio). Virtudes éticas más nombradas por Aristóteles son; justicia, templanza, valentía, amistad, amabilidad ,esplendidez..Lo contrario a las virtudes éticas son los vicios(hábitos que nos predisponen a elegir el mal, nos apartan de nuestro fin natural, la felicidad.
Vicios; injusticia, intemperancia ,vulgaridad, cobardía, envidia, tacañería.
Para regular las acciones éticas y las dianoéticas se requiere cierta clase de conocimiento práctico y solo puede aportar la inteligencia práctica.
Las acciones virtuosas surgen mediante una deliberación, es decir, reflexionar sobre los medios que vas a utilizar para llegar a un fin.Este fin se convierte para uno en su felicidad. Si consigues deliberar bien que acciones son buenas y las correctas para llegar a ese fin, es porque posees la inteligencia práctica, necesaria por lo tanto par alcanzar las virtudes éticas.
El silogismo práctico es una estructura de deliberación, que consta de dos premisas y una conclusión, la primera premisa mayor es el bien deseado (virtudes éticas) y la premisa menor es la que enuncia los medios para llegar a ese fin(inteligencia práctica) y la conclusión es la acción misma.(lo que hacer).Es necesario que se cumplan dos condiciones, el fin tiene que ser bueno y los medios tienen que ser adecuados es decir, tienen que conducir al logro de ese fin, pero no podemos dar por buena deliberación al fin que se consigue por medios falsos (copiar en un examen).
El hombre bueno es aquel que ha conseguido desarrollar sus virtudes éticas que llevan a proponerte una serie de fines: ser valiente, justo, generoso.. En cambio el hombre malo es aquel que se ha dejado llevar por sus deseos y pasiones, no los ha sabido controlar y han derivado en vicios por lo tanto no va a poder tener fines buenos no sabe deliberar lo que es bueno de lo malo, por lo tanto no posee inteligencia práctica, Sin virtudes éticas, no hay inteligencia práctica, son inseparables.
 Se necesita la inteligencia práctica para ser virtuoso y se necesitan las virtudes éticas para llegar a la inteligencia práctica, pero los jóvenes debido a la falta de experiencia, carecen de inteligencia practica, sin ella no se puede ser virtuoso pero eso no significa que no se puedan llevar a cabo. Existen tres sustituyentes provisionales; actuar por imitación de aquello virtuosos, por obediencia del padre(autoridad moral), por respeto y miedo a las leyes. Al principio el joven actuara por convicción pero con el tiempo a fuerza de repetir las cosas, se acostumbrará y desarrollan el hábito de las acciones virtuosas, elegidas conscientemente por ellos mismos para el logro de su propio bien, felicidad.

Share Button

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.