Ser y devenir. Apariencia y realidad o verdad Nietzsche

Share Button

2c. Justificación del tema del texto desde la posición filosófica del autor


Para Nietzsche, Platón delineó la estructura del pensamiento occidental al dividir la realidad En dos mundos: mundo inteligible (mundo real, mundo verdadero) y mundo sensible (mundo aparente). En el mundo inteligible todo es eterno e inmutable (en esto consiste la realidad), mientras que en el de Los sentidos todo está sometido a devenir.
, por lo que es falso e ilusorio. Esta posición filosófica emana De un juicio de valor contra la vida que sitúa lo bueno en el mundo de las ideas y lo malo en el devenir Del ser. Este juicio de valor proviene de seres decadentes, degenerados, que tienen miedo a lo que Contiene el devenir, que sienten pánico a la procreación, el crecimiento, la vejez, el cambio y la muerte. Esta posición se ha mantenido más de dos milenios debido al prejuicio de la razón que Establece que las ideas, únicas e inmutables, constituyen la máxima realidad, y que en la realidad física, Múltiple y cambiante, se halla el error, causado por los sentidos, por el cuerpo. Esta forma de pensar se Inserta en la gramática misma del lenguaje, convirtiéndose éste en el abogado de la razón, en la Justificación más contundente del prejuicio de la razón. De este modo resulta natural la distinción entre Agente y acción, según la cual la voluntad es la causa de nuestras acciones. A la voluntad, al sujeto, le Atribuimos cuanto hacemos, y es considerado la condición de posibilidad de la libertad, es el que decide Qué hacer, cómo actuar. Cuando la voluntad libre elige el mal, el individuo será culpable de sus Acciones, culpabilidad que generará en él mala conciencia. Esta mala conciencia hará sentirse al Individuo sucio, enfermo, pecador, y esto lo empujará a necesitar curarse, a lavarse la conciencia. Y aquí Se muestra el papel fundamental que desempeñan los moralistas (filósofos y sacerdotes): el individuo Caerá en las redes de los moralistas tratando de eliminar su mala conciencia, y éstos lo domesticarán Convencíéndolo de que debe actuar de otra manera, de que debe cambiar. De este modo se ha Mantenido este prejuicio bajo la máscara de la libertad: se nos presenta la libertad como lo que nos Dignifica, pero lo que en verdad propicia este concepto es la domesticación del ser humano por parte de Los moralistas. Nietzsche propone que se acabe con la distinción entre agente y acción, y proclama que el hombre es únicamente lo que hace. Como dicha distinción está arraigada en el lenguaje, es necesario Llevar a cabo un análisis del lenguaje orientado a descubrir la metafísica que encierra, para poder así Liberarnos de sus ataduras y elaborar un nuevo modo de pensar. Este nuevo modo de pensar afirma que No hay más realidad que la del devenir del ser, que los conceptos son herramientas creadas por el Hombre para intentar entender la realidad cambiante, pero que son erróneos, pues la realidad es dinámica Y múltiple, y los conceptos son fijos y unívocos, y, al mismo tiempo, necesarios; y que tanto el hombre Como el mundo están gobernados por una fuerza ciega que crea y destruye incesantemente, sin objetivo Alguno, a la que Nietzsche llama voluntad de poder. Nietzsche entiende que la multiplicidad de lo real nos conduce al perspectivismo, a adoptar Múltiples perspectivas para interpretar la realidad. Para no caer en el dogmatismo de la tradición, hemos De evitar la tentación de privilegiar una perspectiva frente a las demás. Todas las perspectivas, incluida La científica, que es la que utiliza los conceptos, deben asumir que pueden y deben ser modificadas, Reelaboradas e incluso abandonadas en cualquier momento. El hombre está obligado a crear Perspectivas, es un animal creador porque la vida lo empuja a ello, dada su multiplicidad y dinamismo. No obstante, Nietzsche considera que la metáfora es el mejor modo de expresión, pues el concepto Petrifica la realidad, apunta a la realidad unívocamente, mientras que la metáfora es una imagen a Través de la cual accedemos a la realidad desde diversos aspectos, desde sensibilidades y puntos de Vista diferentes, pues no pretende representar la realidad. De ahí que a través de la imaginación 21 Metafórica jamás se caiga en el dogmatismo: la metáfora es un modelo de conocimiento que jamás Se confunde con la cosa conocida, se reconoce a sí misma como creación del hombre. Nietzsche considera que los conceptos son lo más vacío y lo último que aparece en el proceso Delo conocimiento. De entre los conceptos supremos el de Dios es el más vacío, pues es el más General, el más abstracto, pues es considerado el ente del que depende toda la realidad. Para Nietzsche, la historia de Occidente, que es historia del Nihilismo, ha conducido a vaciar paulatinamente De contenidos el mundo de las ideas, hasta el punto de que se puede afirmar que el Dios del monoteísmo Ha muerto. De manera que el Bien de Platón, el Dios cristiano y la Razón de Descartes han sido Aniquilados y, con ello, desaparece la meta y el camino por el que alcanzarla, quedando el hombre Desorientado. Una vez detectada esta situación el hombre debe ser reorientado, según Nietzsche, Creando una nueva forma de pensar en la que no haya dos mundos, sino únicamente el del devenir, Regido por la voluntad de poder, esencia de la existencia, que, sin finalidad alguna ni comienzo ni Término, empuja al hombre a plantear múltiples perspectivas, diversos caminos, para habérselas con el Mundo. Esta nueva forma de pensar traerá una nueva valoración moral, opuesta a la del platonismo y Cristianismo, que conducirá a una moral sana. Esta tarea deberán realizarla los genios, los hombres Superiores, lo que acabará haciendo surgir un nuevo hombre (superhombre), que ha superado ya la Moral tradicional y que tiene como máximo valor el de la creación por parte del hombre, que dice “sí” a La vida en todas sus dimensiones, y que ama tanto la vida, que querrá volver a vivirla (eterno retorno).

Share Button

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.