Fases de la duda metódica descartes

Share Button

Conocimiento de Descartes

Descartes es un filósofo matemático que persigue el racionalismo que dice que podemos deducir, a partir de principios innatos y evidentes, un sistema de verdades que nos proporcionen información veraz sobre el mundo.
Para alcanzar este ideal del conocimiento se parte de la validez universal de la razón que se basa en que la certeza solo puede proporcionarla el propio sujeto racional. Para ello, solo se aceptarán como validos los conocimientos de los cuales se tenga una certeza absoluta.

Descartes utiliza el método cartesiano como camino para llegar a una verdad de la que no se pueda dudar y parte del convencimiento de que la duda metódica puede conducir a la razón hasta los principios innatos y evidentes que busca. Este método consta de las siguientes fases: punto de partida, que es la búsqueda de una verdad absoluta, siguiendo el método matemático, el segundo paso se basa en la eliminación de todo aquello de lo que sea posible dudar, según Descartes debemos dudar :de los sentidos ya que son engañosos a la hora de establecer un conocimiento firme y seguro; distinción entre sueño y vigilia, ¿Cómo saber que no estamos soñando?, podemos dudar de que existen las cosas que percibimos, entonces no tenemos criterio que nos permita alcanzar la certeza de que estamos despiertos; por otra parte quizá exista “algo” (espíritu maligno) que siempre nos induce a error; quizá el entendimiento humano es de tal naturaleza que necesariamente se equivoca cuando cree llegar a la verdad. Descartes desmonta estos argumentos.

Otro de los métodos que utiliza Descartes es el escepticismo. Tras someter a duda todos los contenidos de su mente, cree que la empresa que se ha propuesto es inalcanzable.

La primera verdad absoluta es otro método. A base de aplicar la duda metódica a todo, Descartes descubre la propia duda( verdad de la que es imposible dudar). Se basa en que puedo dudar de todo excepto de que estoy dudando, lo único excento de duda es la existencia del propio sujeto que piensa y duda, de allí surge la primera verdad absoluta: Pienso , luego existo. Es mi propia existencia como sujeto pensante.

El siguiente método es el criterio de certeza que se deduce a partir de la primera verdad. Ya tenemos un criterio que nos permitirá llegar a establecer otras verdades. Ahora ya sabemos que todo lo que mi razón perciba con la misma claridad y distinción de es primer verdad, podremos admitirlo como verdadero.

El sexto método es la segunda verdad absoluta que se refiere a la existencia del mundo externo, la cual se deduce a partir de la existencia del pensamiento. Yo como sujeto racional pienso en ideas cuyo origen puede ser: adventicias, que proceden de la experiencia sensible y no son válidas para elaborar un conocimiento firme y seguro, las segundas llamadas ficticias, construidas por la imaginación y por último las ideas innatas que son elaboradas por la mente a partir de las potencialidades de la razón, pueden ser el fundamento de las verdades absolutas. Estas ideas tratn sobre el mundo externo.

El último paso es la existencia de Dios. A partir de los tres tipos de ideas, Descartes afirma que la idea de Dios solo puede ser innata y lo demuestra mediante dos argumentos: el primero es el argumento ontológico que no se basa en la experiencia sino en la idea de Dios, el segundo es el argumento basado en la causalidad que dice que la noción de causa la aplica a la idea de infinito, que se identifica con la idea de Dios. El argumento de de la causalidad lo justifica de la siguiente manera: la idea de infinito es una de las ideas innatas, las idea de ser infinito necesita una causa también infinita, que solo puede haberla causado en mi un ser también infinito (Dios), las ideas necesitan una causa( principio de causalidad).

Así, puesto que Dios existe y es bueno y veraz, se convierte en garantía de que a mis ideas sobre el mundo les corresponde un mundo, una realidad extramental, física, constituida verdaderamente por: res extensa, (extensión y movimiento) a partir de la cual puede deducirse el estudio de la física, res cogitans (sujeto pensante) y res infinita que identificada con Dios, cuya existencia está fuera de toda duda.

De este modo Descartes consigue establecer una verdad filosófica mediante el uso de la razón. La filosofía y las matemáticas tienen que basarse en evidencias, axiomas a partir de los cuales se puedan ir deduciendo las sucesivas verdades. Esta tarea debe llevarse a cabo mediante el funcionamiento interno de la razón, basado en la deducción y la intuición.


MARCO HISTÓRICO Y SOCIOCULTURAL

Descartes pertenece al siglo XVII, época de grandes cambios en Europa que servirán para  el establecimiento de la Modernidad caracterizada por la autonomía de la Razón y de la Filosofía.

Históricamente cabe mencionar: la formación de las grandes monarquías hereditarias(nuevo orden social que buscará la justificación racional), una crisis religiosa iniciada con la reforma protestante que culminará en los siglos XVI y XVII con las guerras de religión, el desarrollo de la clase media ira adquiriendo un protagonismo económico determinante.

De los cambios socioculturales podemos destacar: el comienzo de la escritura en lenguas vernáculas, el latín se seguía utilizando en las universidades, la aparición de tratados en los que el autor expresa su pensamiento personal, el aumento de l interés( de las clases  cultas) por la filosofía, los avances en la Física que influyen en la Filosofía( debe emplearse en el descubrimiento de  nuevas verdades y añadir conocimiento acerca del mundo).

MARCO FILOSÓFICO

En Europa la Filosofía Moderna comienza con Descartes y con Hobbes. El racionalismo, junto con el empirismo, significó el triunfo y la independencia de la razón. Surgirán así dos filosofías muy diferentes heredas del Renacimiento, pero con varios puntos en común: comparten el ideal de aplicar a la Filosofía el método matemático, pretenden elaborar sistemas que den explicación de todo de modo seguro y cierto, mediantes cuestiones (¿ de dónde «salen» las ideas?, ¿ Son innatas o aprendidas?), intentaron solucionar el problema del origen del conocimiento.

En Francia, a finales del siglo XVI y frente al escepticismo imperante, comienza la búsqueda de la Certeza basada únicamente en la razón. Por contraposición a la inestabilidad y la duda surgirá la necesidad de una concepción del mundo basada en la seguridad que la razón proporciona. Es decir, una racionalista  será aquel que confié en el uso de su propia razón y no recurre a misticismos ni a sentimientos para explicar el mundo. Su ideal consiste en deducir ( a partir de principios innatos y siguiendo el modelo de razonamiento matemático) un sistema de verdades acerca de la realidad, eliminando factores subjetivos y sentimientos. En términos generales, la razón aparece como la única facultad que puede proporcionar un conocimiento verdadero, lo que lleva a desestimar el valor de la experiencia al no considerarla segura.

Así, el racionalismo presenta las siguientes características: las matemáticas se convierten en el saber matemático gracias a la claridad y sencillez de su método. Todo su contenido se deriva a partir de los axiomas(principios evidentes que no necesitan ser demostrados). Por deducción se establecen verdades derivadas de las anteriores, sin dar nada por cierto hasta ser demostrado. Por otra parte la filosofía buscara verdades universales(válidas para todo entendimiento) y necesarias( su contenido no puede ser de otra manera). Otra característica es la defensa del innatismo que se basa en que las ideas, universales y necesarias, que no son innatas, es decir, que la razón las recibe ya hechas.

La razón también se aplica al funcionamiento social, buscando el establecimiento de leyes sociales y válidas para todos. Estos serán los cimientos de la Edad Monderna.

Share Button

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.