Hay un metodo universal para todas las ciencias

Share Button

Racionalismo:


doctrina que reconoce la razón como fuente de conocimiento, rechazando la fe. No obstante, para la filosofía tiene un sentido más complejo. Descares es el fundador de esta doctrina.

El racionalismo se caracteriza por


1.La razón es la única facultad que no se discute que puede conducir al hombre al conocimiento de la verdad, pues los sentidos y la imaginación están considerados como engañosos. La razón se encarga de sacar de sí misma las verdades fundamentales y a partir de estas, mediante el método deductivo, alcanzamos las demás, construyendo un sistema del mundo.
2.Tras reconocer la razón como válida, es necesario dar con el método para llegar al conocimiento. Este se logra mediante las matemáticas, pues el modelo perfecto para los racionalistas es Los principios de Geometría de Euclides. Este establece unas definiciones y unos axiomas o verdades indiscutibles de las que pueda deducirse con evidencia un sistema filosófico cerrado y completo.
3.El problema del conocimiento se convierte en el problema fundamental de la filosofía moderna, o por lo menos, es el problema previo a cualquier otro ya que primero debes de saber conocer las cosas.

Proyecto cartesiano:

Establece la unificación de todas las ciencias en una sola. Según él:
1.Todas las ciencias son la sabiduría humana así que solo una, independientemente del objeto al que se le aplique.
2.Su método universal, único para todas las ciencias, se opone a la filosofía aristotélica. Para Aristóteles, la geometría y la aritmética eran ciencias distintas pues las matemáticas no podían interpretar la realidad. Descartes se opone.
3.Todas las ciencias, por distintas que sean, forman una unidad orgánica. La filosofía es como un árbol: Sus raíces son la metafísica, que contiene los principios del conocimiento; el tronco es la física, que explica como se constituye el universo; y las ramas las demás ciencias, las cuales más importantes son la medicina, la mecánica y la moral.
4.En conclusión, si el proyecto cartesiano supone la unificación de ciencias en una sola, este establece: 1 la formulación de un método y 2 el desarrollo de las diversas ciencias desde la metafísica y la física hasta todas las demás.

Método:

Como método, Descartes entiende un conjunto de reglas fáciles y ciertas gracias a las cuales los que las observen no tomarán por verdadero lo que es falso, e irán alcanzando así mayor conocimiento (2+2=4; pero 4×2= 8 y 9×2=16,etc.). El método entonces permitirá evitar el error y descubrir nuevas verdades. Las reglas de este son:

1.EVIDENCIA:

Partiendo de que se debe de tener una confianza absoluta en la razón, (la cual puede ser desviada por los prejuicios o las pasiones) solo se ha de aceptar como verdadero aquello que aparece con absoluta evidencia. Así, a través de esta, veo las ideas tan claras y distintas que no puedo negarlas.

2.ANÁLISIS:

Se debe dividir el problema en todas las partes que sea necesario, es decir, en todas las naturalezas simples que se pueden captar mediante ideas claras y distintas.

3.SÍNTESIS:

Colocar ordenadamente, comenzando por los objetos más simples y fáciles de conocer, y ascendiendo poco a poco hasta los más complejos. Así, mediante un método ordeno las naturalezas simples y a través de la deducción llego al problema planteado.

4.COMPROBACIONES:

Por último, se hacen enumeraciones completas y revisiones para asegurarse de que no se ha olvidado nada.


Metafísica

;

Cogito


Para entender la filosofía nos debemos de basar en evidencias absolutas, ideas claras y distintas.Descartes escoge el camino de la duda al partir de que todo lo que le han enseñado es dudoso. Utiliza esto para buscar la verdad, pues dudar es tan solo un procedimiento, así que su duda es una DUDA METÓDICA. Esta duda se aplica en un principio a las cosas que parecen más evidentes, las que percibimos a través de los sentidos. Si estos nos engañan a veces, se podría suponer que nos engañan siempre: Alucinaciones, ilusiones, confusión de sueño con vigilia, percepción del miembro fantasma y la locura en si. A continuación, se debe de dudar de nuestros razonamientos, puesto que a veces nos equivocamos en algunos muy sencillos. Incluso con las matemáticas nos confundimos. Debe de sexistir un genio maligno que me engaña. Finalmente, se debe de dudar incluso del mundo que nos rodea. Entonces, se concluye algo: Estoy dudando, por lo que estoy pensando. Aunque me engañe lo que pienso, lo único realmente cierto es que estoy pensando. Así pues, se afirma: Pienso, luego existo. (Cogito, ergo sum). Esta será la 1ª verdad y principio absolutamente evidente.Esta interpretación del Cogito ha dado lugar a muchas discusiones:·Para Descartes, pensamiento es todo aquello que ocurre en nosotros: dudar, entender, afirmar, negar, querer y sentir.·Pienso, luego existo no es una deducción, sino una intuición.·En el Pienso, luego existo se intuye que el yo existe como una sustancia, es decir, que existe en si misma.

Sustancia:

Se debe tener en cuenta que sustancia, cosa y res son sinónimas. Al construir la definición no cree que deba justificarla. Su definición es cuando concebimos la sustancia, concebimos solamente una cosa que existe de tal manera que no tiene necesidad sino de si misma para existir. Como las criaturas necesitan de Dios para existir, solo Dios es sustancia. El criterio no se aplica igual a los seres como a Dios, por ellos se distinguen:

1


Sustancia infinita, Dios.

2


Sustancias finitas, almas y cuerpos, que no necesitan de nada más para existir, salvo del mismo Dios. Así se determina que una sust. Finita no necesita de otra finita para existir. A cada sustancia le corresponde un atributo. Este constituye la esencia de la sustancia y se identifica con ella. Para el alma, es el pensamiento; para el cuerpo, la extensión; y para Dios, la infinitud. Las diversas formas en las que está dispuesta la sutancia se llaman modos. Así, un cuerpo tiene un atributo (extensión) y una figura o forma determinada (modo).

Sustancia Infinita

En primer lugar, se debe de conocer la división de ideas que hace el filósofo: Innatas (nacen con nosotros), adventicias (la experiencia del mundo externo las crea en mi, es decir, gracias a los sentidos) y facticias (creadas por la fantasía, como las sirenas o los centauros).A la hora de poner en duda todo lo conocido, este duda incluso de las matemáticas, las cuales nunca son falsas. Y es aquí donde surge el genio maligno. Para negar la existencia de este genio, Descartes necesita asegurar la existencia de Dios, pues este anula al primero. Es por eso que ansia demostrar su existencia. Una vez conocido el porque, se requieren dos pruebas:
1.Prueba antropológica: Descartes establece que conocer es más perfecto que dudar. Así, se afirma que es imposible que conozca la idea de perfección pues no he visto nada en el mundo perfecto y tampoco algo infinito, por lo que esa idea debe de ser innata, puesta en mi por un ser perfecto: Dios.
2.Prueba ontológica: Partiendo de que Dios es una perfección, existir es una perfección. Por lo tanto, Dios existe. (Ejemplo de la montaña y el valle. La existencia de una montaña tiene como consecuencia la existencia de un valle. La existencia cumple el papel de la montaña y el valle la de la perfección.

Sustancia Finita

Concluida la idea de que el alma es pensamiento y el cuerpo extensión, el segundo presenta unos modos: figura y movimiento. Así, la concepción del hombre será dualista. Aún así, deja este problema sin resolver: ¿Cómo se relacionan alma y cuerpo? Este problema adquirirá el nombre de problema de la comunicación de las sustancias. Descartes establece como hipótesis que el alma y el cuerpo se relacionan pero no se necesitan entre ellos para existir al ser sustancias finitas que se comunican físicamente en la glándula pineal.


Share Button

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.