Epicureos virtud

Share Button
  • Explica las diferencias centrales entre Sócrates y los sofistas con respecto a la Ética y la política


SOFISTAS

SÓCRATES

Cobraban por enseñar y sus enseñanzas se dirigían básicamente a quienes deseaban conocer el arte político.

Creía que la verdad no puede enseñarse. No cobraba por enseñar y hablaba con cualquier ateniense en cualquier lugar.

No hay ninguna relación entre nomos (ley política) y phisis (ley natural).

La ley política ha de ser expresión de la ley física, las definiciones de los conceptos morales han de ser tan claras como las definiciones matemáticas.

Eran escépticos en epistemología y relativistas en moral.

El bien y la razón son inmutables (universalismo moral).

La areté (excelencia, virtud)
Se identifica con la fama social, con el reconocimiento público.

La areté se identifica con la cura del alma, con el conocimiento de uno mismo y el esfuerzo por la mejora moral.

Pretendían enseñar la virtud. Les interesaba el poder, no la verdad.

Creía que la virtud es imposible de enseñar, pero se puede desvelar, porque reside en el alma. Le interesaba la verdad, no el poder político



  • ¿En qué consiste la virtud ciudadana para Aristóteles?

Según aristóteles la  tarea de los ciudadanos es la seguridad de la comunidad, y la comunidad es el régimen, de tal forma que la virtud del ciudadano está ligada con el régimen, si hay varias formas de régimen no puede haber un virtud perfecta única del buen ciudadano (según el régimen será tal o cual virtud la del buen ciudadano). En cambio el hombre de bien lo es conforme a una única virtud perfecta.

Se da igualdad política entre los ciudadanos, y con el mando político se manda a los de la misma clase y a los libres, es donde el gobernante debe aprender siendo primero gobernado. El buen ciudadano debe saber y ser capaz de obedecer y mandar, esa sería su virtud, conocer el gobierno de los hombres bajo sus dos aspectos a la vez.




  • Explica la visión ética de los estoicos:

Para los estoicos no hay actos malos en sí mismos, sino que el mal moral reside en una privación del recto orden en la voluntad humana. Los contrarios se implican: no puede entenderse la justicia sin la injusticia.

Los estoicos prestaron gran atención a los problemas de la conducta. El fin de la vida, la felicidad, consiste en alcanzar la virtud en sus sentido estoico (vivir conforme a la Ley de la naturaleza). Para el hombre, dado que el universo está regido por una Ley Natural, conformarse con las leyes del universo en sentido amplio y adaptar su conducta a su propia naturaleza esencial a la razón, forman una unidad. Para los primeros filósofos estoicos, se trata pues, de una “Naturaleza”, más adelante, la concebiría desde un punto de vista antropológico. Pero de todas formas, vivir conforme a la naturaleza significaba atenerse al principio que opera en ella del cual no se excluía el alma humana.

  • Cuál es la propuesta ética de los epicúreos?: oso

La ética de los epicúreos es una ética hedonista  ( se les llama hedonistas a aquellas concepciones de la ética en las que se identifica la felicidad con el placer)
.

El verdadero placer para Epicuro consiste en la ausencia de dolor en el cuerpo (apónía) ( dolor causado por las carencias)  y la carencia de perturbación en el alma (ataraxia)
( o dolor mental: causado por los miedos

Los epicúreos prefieren los placeres intelectuales a los sensuales, que tienden a perturbar la paz del espíritu… La verdadera felicidad, según enseñó Epicuro, consiste en la serenidad que resulta del dominio del miedo.

Epicuro distingue tres tipos de necesidades:

Las naturales y necesarias : comer, beber, dormir…Etc.

Las naturales y no necesarias: comer manjares exquisitos, beber licores…

Las no naturales y no necesarias : la riqueza, el poder, laureles, estatuas …

Para epicuro:
El placer (hedoné) es el comienzo y fundamento de la vida feliz, así como su culminación y término; y el objetivo de la ética, de la filosofía, es conseguir esa vida feliz.


  • Explica el concepto de ataraxia.: cata

La ataraxia es el estado anímico que nos permite alcanzar la felicidad. La ataraxia promueve la felicidad mediante la creación de la fortaleza espiritual, fortaleza frente al dolor corporal y las circunstancias adversas. Las consecuencias que conlleva este estado anímico es la indiferencia o imperturbabilidad ante todo.

Es la disposición anímica que lleva a la persona a alejarse de las perturbaciones para alcanzar la felicidad. La ataraxia requiere regular las pasiones y ser fuerte ante las adversidades para llevar una vida equilibrada y plácida. Este sosiego se logra cuando el individuo consigue evitar los placeres innecesarios, que provocan un dolor inmenso después de la satisfacción inicial.

Ataraxia es la disposición del ánimo propuesta por los epicúreos, estoicos y escépticos, gracias al cual un sujeto, mediante la disminución de la intensidad de sus pasiones y deseos, y la fortaleza frente a la adversidad, alcanza el equilibrio y finalmente la felicidad, que es el fin de estas tres corrientes filosóficas. La ataraxia es entonces tranquilidad, serenidad e imperturbabilidad en relación con el alma, la razón y los sentimientos. Tranquilidad espiritual, paz interior.

El epicureísmo distinguía entre los placeres naturales y necesarios (vinculados a la subsistencia); los placeres que pese a ser naturales, resultan innecesarios (ya que suponen alteraciones superficiales de los placeres necesarios); y los placeres que no son ni naturales ni necesarios (surgidos por el ego o la ambición). La ataraxia como vía a la felicidad requiere solo obedecer al primer tipo de placeres (los naturales y necesarios).

Los estoicos creían que la ataraxia era una consecuencia de una vida regida por la virtud y la razón.

De acuerdo a la visión de los escépticos, la ataraxia se logra al suspender el juicio sobre las cosas. Cuando una persona no cree en nada, evita los conflictos y logra que su ánimo esté sereno.

  • Explica las diferencias centrales entre los estoicos y los epicúreos.: cata

Los estoicos dan mucha importancia a Dios en su filosofía, mientras que los epicúreos decían que no había razón para temerle a los dioses y a la muerte. Los epicúreos tenían como fines el placer (ausencia del dolor) y la felicidad, mientras que los estoicos por lo general consideraban el placer y ciertas emociones como irracionales y en contra de la naturaleza, por lo cual procuraban evitarlos y vivir la vida en completa apatía hacia estas cuestiones. Para Epicuro el ser humano es libre (no existe el destino, mientras que para los estoicos todo está determinado por la Providencia.

Los estoicos se caracterizaban por su materialismo, su teodicea y su rechazo de las pasiones y deseos. Los estoicos no consideraban ninguna acción en sí misma como buena o mala, para ellos todo dependía de la intención con la cual esa acción se efectuará. Era una filosofía determinista, según ellos la libertad del ser humano (los sabios) era la de tener consciencia de que debían someterse a lo que la providencia tuviera preparado para ellos. Para los estoicos el ser humano debía vivir acorde con la voluntad de la Naturaleza-Razón, es decir vivir de manera virtuosa. Ellos no entendían a la Naturaleza como algo instintivo y salvaje, sino como una naturaleza universal que conducían al bien.

Epicuro sosténía que no tenía sentido temerle a la muerte, ya que ésta es simplemente la completa extinción del alma. El principio básico de su filosofía era el placer, el cual conducía a la felicidad. Epicuro sosténía que era sabio escoger los placeres tomando en cuenta lo que podrían acarrear en el futuro, es decir, si un placer momentáneo traía mayores sufrimientos en el futuro lo más sensato era evitarlo. Asimismo si un sufrimiento momentáneo traía un placer mayor en el futuro, valía la pena padecerlo. Su teoría era empirista, ya que afirmaba que el conocimiento proviene de los sentidos y que en ellos se debe confiar.

Para Epicuro la felicidad consiste en una consecución del placer sabiamente administrado juntamente con el alejamiento del dolor. Para el estoicismo la auténtica felicidad sólo puede consistir en la virtud, en el autodominio y fortaleza del ánimo, que hacen el sabio imperturbable frente a la desgracia y el destino.


Share Button

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.